Minimiza Japón radioactividad por desastre nuclear Fukushima

0
149

Carlos Águila Arreola

Cancún.- A cinco años del desastre nuclear de Fukushima –el segundo en gravedad después de Chernóbil, Rusia–, el gobierno japonés sigue minimizando el nivel de radiactividad pese a que en 2013 la propia empresa Tokyo Electric Power Company (Tepco) admitió haber vertido casi 80 mil galones de agua contaminada al océano Pacífico cada día, vertido que continúa hasta hoy.

Tras el panel “Impactos en la biodiversidad tras el desastre de Fukushima”, en el marco de la 13 Conferencia de las Partes del Convenio de la Diversidad Biológica (COP 13), Masako Sakata, de la Red Civil de Japón para el Decenio de las Naciones Unidas sobre la Diversidad Biológica, alertó que “las secuelas del desastre no se acaban todavía”.

La especialista en radiación nuclear y biodiversidad dijo que sobre los temas más delicados es que el agua, contaminada, que se usa en el reactor continúa siendo liberada hacia el océano, y tomará cerca de 40 años en enfriar el reactor, y para eso se necesita un robot que participe en ello, pues si un ser humano ingresa a la zona, muere inmediatamente.

Dijo que “si no se logra enfriar el reactor continuará contaminando la zona durante las próximas cuatro décadas. Todos los niños que tenían alrededor de cinco años en la zona y sus alrededores, son sometidos a revisiones médicas periódicas y algunos de ellos que ahora tienen 10 años están empezando a tener los síntomas del cáncer”.

Comentó que de acuerdo con el Ministerio de Finanzas y Comercio, se han gastado cientos de millones de dólares, y el gobierno de Japón está tratando de no compensar todo, además de que la compañía eléctrica de la Planta Nuclear de San Fernando, por lo que los afectados aún se preguntan “¿quién va a pagar los daños?”, indicó la activista.

La evidencia de los efectos de la radiación es cada vez más evidente: desde la mutación del ADN de la fauna y las mutaciones en árboles, hasta los pequeños de 10 años que ya empiezan a sentir los estragos del cáncer.

Comments

comments

No hay comentarios